Colectivosvenezuelapazactiva

Colectivos en Venezuela: La amenaza de la sociedad que apoya el gobierno

La frase colectivos en Venezuela, el ciudadano la asocia a un grupo de motorizados armados ligados al Gobierno nacional que causan terror y amedrentan a la sociedad. Sin embargo, en cualquier otra parte del mundo se refiere a un grupo de personas que tienen intereses comunes y que se encargan de implementar estrategias de trabajo, ejecutarlas, organizarlas y administrarlas entre los integrantes de una localidad para lograr un beneficio.

Tal como reseña la periodista de sucesos Angélica Lugo los colectivos en Venezuela “muestran sus dos lados a los vecinos: intimidan y roban. También organizan las colas de los servicios públicos y hacen alarde de su labor social, siempre amparados en sus armas”. Su principal centro de operaciones en la capital del país es Cotiza.

¿Cómo surgen los colectivos en Venezuela?

Estas organizaciones populares, han sido sinónimos de movimientos de izquierda en todos los países de América Latina. De hecho, a comienzo de los años 2000 los colectivos en Venezuela eran conocidos como “círculos bolivarianos”; no obstante, existen grupos que se autodenominan “colectivos” que están presentes en la sociedad desde los años 60, procedentes de la lucha armada que recibían la etiqueta de “ñángaras”. Tanto así que el colectivo Ali Primera de Monte Piedad nació en 1989, después del “Caracazo”.

Con el concepto de “colectivo” se confunde a grupos como las Comunas, UBCH (Unidades de Batalla Bolívar Chávez), Consejos Comunales, Círculos de Buen Vivir o de Lucha Popular. Sin embargo, cada organización tiene diferentes formas y objetivos que van desde obras sociales o de propaganda política hasta acciones paramilitares. El auge de los colectivos en Venezuela aumentó con la llegada del presidente fallecido Hugo Chávez y la Revolución Bolivariana.

Cabe destacar que estos grupos armados no están amparados por la Constitución, pero el Gobierno nacional los apadrina. De acuerdo con el sociólogo y director de la ONG Paz Activa, Luis Cedeño “los colectivos tienen que tener recursos para financiarse. Podría venir del Estado, que apoya a los colectivos en general, porque también están los colectivos culturales. No quiero decir que los recursos que el Gobierno le da a los colectivos se usan para comprar armas. Simplemente digo que hay colectivos que se desvían para tener funciones policíacas y militares”.

Además de armamento, los colectivos en Venezuela también han sido dotados de motocicletas, equipos de comunicaciones, sistemas de vigilancia y toda la autonomía para ejercer control y autoridad en el país.

Actuaciones violentas de los colectivos en Venezuela

Desde las manifestaciones del 2014 hasta la fecha, las denuncias de colectivos paramilitares que atentan contra los manifestantes ha ido incrementando.

Tanto los ciudadanos, como los líderes políticos pertenecientes a la Mesa de la Unidad Democrática han realizado una gran cantidad de denuncias sobre estos grupos con actuación paramilitar que no solo se ubican en Caracas, sino en el resto del territorio nacional.

Van más de 80 días de protestas en Venezuela y la presencia de los colectivos se ha hecho notar. Estados como Mérida, Barinas, Táchira, Miranda y Distrito Capital han sentido la amenaza de estos grupos paramilitares que han cobrado la vida de un número importante de venezolanos.

El pasado viernes, 17 de junio, fueron capturados por manifestantes en Santa Cruz, estado Mérida dos sujetos que forman parte de un colectivo durante una manifestación opositora que se llevó en la localidad.

Uno de los hombres dijo que fueron pagados con una caja de CLAP para cometer sus fechorías. “Nosotros también somos padres de familia y también estamos pasando hambre. Vine para acá porque me llamaron”, indicó. Asimismo, aseguró que recibieron armamento.

Fuente: El Correo del Orinoco

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *